Día: agosto 6, 2012

Plátano: ¿Cuándo vamos a saber quién tiene la culpa?

Posted on

Por  el Gu@jiro de Cienfuegos.

Es lamentable que haya que escribir sobre lo mismo tres veces, sin ver soluciones.

Plátano caro en los carretilleros de Ciudad de la Habana, que llegan hasta 3:00 pesos la unidad del llamado plátano macho, hasta éste mismo, a un peso la libra en el mercado agropecuario estatal, y para colmo, echándose a perder en el campo o en los camiones en Güira de Melena.

El artículo del periódico Granma, (Indolencia por ´racimos¨ de Sheyla Delgado Guerra), del viernes 3 de agosto de 2012, muy bueno, solo le faltó como prensa Oficial del Partido, pedir cuentas, a ver quién responde por esto.

Recuerdo que esta es la tercera vez, (2010,2011 y 2012), que se habla de lo mismo, y no se ha pronunciado nadie sobre el escrito y el reporte televisivo que ha quedado en el aire, acaso nadie  tiene la culpa por esta tamaña irresponsabilidad.

El que se lee el artículo del periódico Granma, sin ser ni aprendiz de abogado se da cuenta que el problema radica en la contratación y en lo que nuestro Primer Secretario del PCC  ha reiterado en el manejo adecuado del contrato, pero ¿Cuándo vamos a aprender?, cuando se nos echen a perder los plátanos tres años más.

Por otro lado, decimos y volvemos a decir que el manejo de los plátanos, debe ser cuidadoso, y tratarlos con delicadeza , para cuando lleguen a su destino estén debidamente listos para su consumo, pero vemos y volvemos a ver por la televisión como los tiran, apilan, los amontonan y los maltratan para que quepan más en las caretas y camiones y de esto nadie dice nada, como nos falta cultura del acopio de la cosecha!!!!!!!!!!!!!, estoy seguro que los que los ¨sudan¨ en el campo le dan una  adecuada manipulación .

Recordamos hace una década atrás, cuando no había plátano en el mercado, la culpa era de los ciclones, los huracanes y hasta  etcétera, pero ahora queremos saber de quién es la responsabilidad, y para respetar al periódico de nuestro Partido, que sea éste quien lo saque a la publicidad.

Exclusivo para KOKACUB por el Gu@jiro de 100fuegos.

Para pensar en Periodismo: ¿unos sí y otros no?

Posted on Actualizado enn


Desde hace algún tiempo el Noticiero Nacional de Televisión ha creado un espacio para los comentarios sobre situaciones que afectan al pueblo. Por ahí han desfilado temas como los altos precios de la carne de cerdo, los carretilleros y el desabastecimiento de los mercados estatales, los revendedores y la carencia de productos de alta demanda como el jabón o las frazadas de limpiar. Muchos han celebrado la presencia de la crítica y la reflexión donde antes solo se escuchaban las desgracias que aquejaban al mundo y lo bien que nos iba a los cubanos, pero en mi opinión es muy poco para cantar victoria y también se convierte en un arma de doble filo.

No tengo nada en contra de la periodista que realiza el espacio, pero estoy segura que las puertas que se abrieron para ella muchos otros profesionales las tocaron antes y jamás tuvieron acceso. La gente en la calle asume que cada tema que se aborda es por su osadía y sin demeritarla, conozco a muchos osados que yendo incluso más lejos en sus análisis, no pudieron ponerlos jamás frente a las cámaras. De ahí que a pesar de que reconozco el valor de que finalmente estén en el noticiero los problemas del pueblo, no deje de molestarme la imagen del súper periodista que se crea en detrimento de tantos otros colegas.

Por otro lado, me preocupa que se vaya a quedar la idea de que como ya se dijo en la sección de comentarios no hace falta abordarlo más, ni ver qué sucede en cada territorio sobre el tema; pues casi siempre los enfoques son bien capitalinos, aunque la sección sea para comentarios nacionales.

Más alarmante que todo eso es que tras la crítica no haya una respuesta, porque ahora la gente aplaude cuando se debaten asuntos que le afectan, pero qué pasará cuando no vea soluciones, cuando los mismos temas vuelvan a la palestra y estén igualitos como el cuartico. Los medios tienen que mejorar en el seguimiento a los temas que abordamos, pero también quienes dirigen deben entender cuánto dinamita la confianza de la gente el que no se responda a una crítica. Y se lacera no solo la confianza en la prensa como tal, sino en las instituciones, los dirigentes e incluso en el sistema.

Bienvenidos a la televisión los comentarios sobre problemas de nuestro país, pero sería un error creer que con eso es suficiente.

 

(Tomado de Espacio Libre)

 

Oposición en Cuba: se buscan nuevos rostros

Posted on

 

El pasado día 31 de julio la televisión cubana publicó el testimonio de jóvenes mexicanos que viajaron a la Isla con la intención de proporcionar recursos materiales a personas para que sabotearan la visita del Papa Benedicto XVI a Cuba. En el transcurso de la presentación se fue mostrando el carácter mercenario (búsquenme otro calificativo para quienes reciben dinero de una potencia extranjera y cambio este) de una buena parte de esos a los que la prensa extranjera califica como “luchadores por la libertad”. Sin embargo lo que más llamó mi atención fueron dos declaraciones que deben haber dejado muy desconsolados a unos cuántos.

La primera fue la del señor Ibrahím Bosch en su conversación con Vladimir Calderón, quien además de dar orientaciones sobre el dinero que recibirían quienes entraran a las iglesias, dijo con todas las letras que la oposición en Cuba necesita nuevos rostros, que “Todos esos rostros de las vacas sagradas se cayeron”. Habría que ver qué piensan Yoani Sánchez, Elizardo Sánchez y Bertha Soler de esto.

 

Esta última fue justamente la autora de las segundas declaraciones que llamaron mi atención y que, por cierto, le dan toda la razón al señor Bosch en su planteamiento. A la actual líder de las Damas de Blanco la vimos dando instrucciones de lo que había que hacer para ganarse el pago (parece que hay algunas damitas inventando historias para cobrar su salario) y también la vimos confusa a la hora de hablar del Papa, como si no supiera realmente de qué se trataba el asunto. Luego lo confirmó: Benedicto XVI recibe una carta con una solicitud de las Damas de Blanco de la cual su líder no conoce el contenido. Me pregunto quién la escribió.

 

 

 

 

 

 

(Tomado de Espacio Libre)