Día: abril 17, 2012

De mi vergüenza política con Camila Vallejo y Karol Cariola

Posted on

by eldavixxl

Entrevistando a la Camila1

Este post lo empecé a escribir el pasado 4 de abril sentado en la Plaza Cadena de la Colina. No se trata de una metáfora ni ningún guiño a las luchas que se realizaron hace algunos años en ese mismo lugar. Simplemente llegué demasiado temprano al encuentro que tendrían Karol Cariola y Camila Vallejo con algunos estudiantes (y estudiantas) de la UH. Me senté entonces y garabateé algunas líneas con ideas que ahora leerán.

2

Desde las 7:30 pm ya estaba ahí. Repasaba una vez más las preguntas que haría. Ninguna fuera de lo normal. Simples. Pero no la simpleza que a veces se vincula con la genialidad de un periodista, no. Más bien simples porque qué le voy a decir a Camila y a Karol que no le hayan preguntado ya. ¿Cuál era la gran pregunta? Yo no la tenía; al menos no se me ocurrió el 4 de abril mientras esperaba a que ellas aparecieran a la grabación de la Mesa Redonda de TeleSur en el ICRT.

3

Llegaron Camila y Karol. Las miradas, por supuesto, para la Camila, la bella, la inteligente, la mundialmente conocida; pero cuidado, esta no es la historia de “La Bella y La Bestia” ni mucho menos. Karol es hermosa también, espléndida. La secretaria general de la Jota (25 años) es inteligente, locuaz, comunista, perdón, asquerosamente comunista (como debiéramos ser los jóvenes cubanos).

La bienvenida la dio el moderador, un señor mayor, cuadro superior de la Organización Pensemos Como Nuestros Abuelos (OPCNA) de 24 años y estudiante de Derecho. Un guión muy bien planificado y estructurado (como se evidenció al final del encuentro) con un discurso que describiré con un solo adjetivo: vergonzoso.

¡Dios mío! ¡Papa mío! La Karol y la Camila hablaron y todos callamos, silencio absoluto, hay que escuchar a Mella, Villena, Echevarría, al Ché. Lo voy a decir simple y rápido: tremenda galleta sin manos que nos dieron las lindas chilenas, a mí, a Javier, a Darío, a Rafa y Carlos que no estaban ahí, al señor de Derecho, al Presidente de la FEU Nacional, a la Secretaria General de la UJC (38 años)

4

Llegaron Camila y Karol. Nos presentaron e inmediatamente aceptaron concederme unos minutos. Me senté por separado con cada una y les realicé las mismas preguntas. Las simples. Empecé con Karol, no quería que se sintiera disminuida de ninguna manera frente a Camila, al menos yo no iba a contribuir a eso.

Confieso ahora que me fue difícil la conversación. La dulzura de su voz junto a la pasión de sus argumentos me atraían tanto que perdía la concentración. Casi al final caí en la cuenta de lo que sucedía en realidad. Karol me golpeaba, duro, muy duro. Por un momento imaginé que se paraba y me golpeaba realmente y no me quedaba más remedio que aguantar.

Vergüenza. Esta joven comunista venía a Cuba nada más y nada menos que para las celebraciones del 50 aniversario de la UJC.

Era el turno de Camila. Lo que realmente me dijo lo descubrí horas después cuando edité la entrevista. Mientras conversaba con ella entendí otra cosa. “Ustedes los jóvenes cubanos no tienen nuestro problemas, ya tienen educación y salud gratis y de calidad, pero se olvidaron de lo que significa ser joven y comunista. Llevan ya muchos años dormidos. Ya olvidaron cómo se siente ser irreverente, rebeldes, locos, histéricos”, me parecía que estas dolorosas palabras salían de sus hermosos labios.

“La burocracia y la inmovilidad mental son los parásitos de una sociedad socialista y una organización como la UJC ya no tiene la habilidad para desinfectar y limpiar el país. Sus organizaciones políticas de jóvenes deben, en mi modesta opinión, transformarse y replantearse muchas cosas”. Debemos dinamizarlas y desde dentro, reconstruirlas, pensé yo.

Solo luego descubrí que en realidad Camila me habló de Fidel, de lo feliz de su visita a la isla y de lo mucho que nos admiraba.

La presencia de las chilenitas me hicieron sentir vergüenza de mi organización política: la UJC. Es como si ella viniera a espetarnos en la cara que 50 años después nos convertimos en una monótona organización dirigida por viejos burócratas de 25, 30 y hasta 39 años. Camila me recordó todo lo que no somos, ni atrevidos, ni creativos, ni valientes, ni siquiera absurdamente comunistas y radicales. La Unión de Viejas Ideas Absurdas se convirtió en la mayor burla cubana del siglo XXI.

Que los CDR sean un desastre lo entiendo, una organización de masas con todo el pueblo no puede aspirar a la excelencia. Que la FEU tampoco sea todo lo que queremos y con elecciones irreales y pocos serias también lo entiendo: no todos los estudiantes universitarios son buenos. Pero es inconcebible una organización de jóvenes de “vanguardia”, repito, de jóvenes, que no dinamice la Cuba actual, que no sea un dolor de cabeza para los cuadros del más alto nivel y que no sea el orgullo de los verdaderamente revolucionarios.

5

Para el final del encuentro no había sucedido nada extraordinario. Ya nos es común los discursos manidos y vacíos, incluso ya es algo manido criticar estos discursos. Las lindas chilenas, las que no pronuncian las s, aceptaron responder a dos preguntas del auditorio cada una.

El miembro de la OPCNA señaló con nombre, apellidos y cargos de la FEU o la UJC a cada uno de los que tuvieron el privilegio de hablar. Miró en varias ocasiones para la esquina donde estábamos sentados algunos estudiantes de la Facultad de Comunicación pero no señaló a nadie de entre nosotros. Quizás no nos merecíamos dirigirnos directamente a las invitadas. La verdad no lo sé.

6

Al finalizar la entrevista hice algo que nunca me atrevo: les pedí a Karol y a Camila una foto, y a la última que me firmara su libro. Ellas, por supuesto, encantadas de complacerme. Yo, entre tanta belleza y solo pude pensar en aquella tarde en el Aula Magna, cuando no dejaron que la facultad hablara. No importa, pensé, ahora están aquí, junto a mi y puedo decirles lo que quiera.

(Tomado de Ladrando a la LUNA)

Debaten en Cuba sobre redes sociales y gestión de información

Posted on

Las redes sociales y las estrategias de gestión de información y el conocimiento constituyen centro de los debates del XII Congreso Internacional de Información, Info 2012, que tendrá hoy aquí su segunda jornada.

El foro instituciones de Información del siglo XXI, el VI Seminario Internacional sobre Estudios Cuantitativos y Cualitativos de la Ciencia y la Tecnología y el Taller Lecciones aprendidas en Programas de ALFIN (Alfabetización Informacional) en Iberoamérica sesionan como parte del evento.

En un mundo con una creciente capacidad tecnológica que permite almacenar cada vez más información, pero en el que no todos pueden tener acceso a tan basto conocimiento se impone la necesidad de viabilizar la alfabetización en ese sentido.

Esa es la razón por la que Info 2012, que se celebra del 16 al 20 de abril en el habanero Palacio de las Convenciones, sesiona bajo el lema “La construcción de la Sociedad del Conocimiento y su impacto en el desarrollo socio-económico y la soberanía”.

Para intercambiar experiencias que posibiliten una mayor cultura de la información, expertos de varios países discuten sobre las redes y los servicios de información en el siglo XXI.

Otros temas son acceso abierto a la información, la cultura informacional en la Sociedad del Conocimiento, las tecnologías de información y de comunicación en la sociedad del conocimiento.

Se discutirá además sobre la gestión del conocimiento en bibliotecas, archivos y otras organizaciones, así como las nuevas miradas a la organización y representación del conocimiento.

Como parte del Info 2012 se efectúa el IX Taller Internacional sobre Inteligencia Empresarial y Gestión del Conocimiento de la Empresa, IntEmpres 2012.

Conjuntamente se realiza también la feria expositiva ExpoInfo 2012 que constituye un marco idóneo para instituciones de información, casas consultoras, y empresas productoras o comercializadoras vinculadas a esta temática.

 

(Tomado de Cubadebate)

 

 

Dormir con los ojos abiertos

Posted on

Observé bien a Obama en la famosa “reunión Cumbre”. El cansancio a veces lo vencía, cerraba involuntariamente los ojos, pero en ocasiones dormía con los ojos abiertos.

En Cartagena no se reunía un sindicato de Presidentes desinformados, sino los representantes oficiales de 33 países de este hemisferio, cuya amplia mayoría demandan respuestas a problemas económicos y sociales de gran trascendencia que golpean a la región del mundo con más desigualdad en la distribución de las riquezas.

No deseo adelantarme a las opiniones de millones de personas, capaces de analizar con profundidad y sangre fría los problemas de América Latina, el Caribe y el resto de un mundo globalizado, donde unos pocos lo tienen todo y los demás no poseen nada. Llámese como se llame, el sistema impuesto por el imperialismo en este hemisferio está agotado y no puede sostenerse.

En un futuro inmediato la humanidad tendrá que enfrentar, entre otros problemas, los relacionados con el cambio climático, la seguridad y la alimentación de la creciente población mundial.

Las lluvias excesivas están golpeando tanto a Colombia como a Venezuela. Un análisis reciente revela que, en marzo de este año, en Estados Unidos se produjeron calores 4,8 grados Celsius más altos que el promedio histórico registrado. Las consecuencias de esos cambios bien conocidos en las capitales de los principales países europeos, engendran problemas catastróficos para la humanidad.

Los pueblos esperan de los dirigentes políticos respuestas claras a esos problemas.

Los colombianos, donde tuvo lugar la desprestigiada Cumbre, constituyen un pueblo laborioso y sacrificado que necesita como los demás la colaboración de sus hermanos latinoamericanos, en este caso, venezolanos, brasileños, ecuatorianos, peruanos, y otros capaces de hacer lo que los yankis con sus armas sofisticadas, su expansionismo, y su insaciable apetencia material no harán jamás. Como en ningún otro momento de la historia será necesaria la fórmula previsora de José Martí: “¡Los árboles se han de poner en fila, para que no pase el gigante de las siete leguas! Es la hora del recuento, y de la marcha unida, y hemos de andar en cuadro apretado, como la plata en las raíces de los Andes.”

Muy lejos del brillante y lúcido pensamiento de Bolívar y Martí están las palabras masticadas, edulcoradas y machaconamente repetidas del ilustre premio Nobel, dichas en una ridícula gira por los campos de Colombia y que escuché ayer en horas de la tarde. Servían solo para rememorar los discursos de la Alianza para el Progreso, hace 51 años, cuando todavía no se habían cometido los monstruosos crímenes que azotaron este hemisferio, donde nuestro país luchó no solo por el derecho a la independencia, sino el de existir como nación.

Obama habló de entrega de tierras. No dice cuánta, ni cuándo, ni cómo.

Las transnacionales yankis jamás renunciarán al control de las tierras, las aguas, las minas, los recursos naturales de nuestros países. Sus soldados debieran abandonar las bases militares y retirar sus tropas de todos y cada uno de nuestros territorios; renunciar al intercambio desigual y el saqueo de nuestras naciones.

Tal vez la CELAC se convierta en lo que debe ser una organización política hemisférica, menos Estados Unidos y Canadá. Su decadente e insostenible imperio se ha ganado ya el derecho a descansar en paz.

Pienso que las imágenes de la Cumbre debieran conservarse bien, como ejemplo de un desastre.

Dejo a un lado los escándalos provocados por la conducta que se atribuye a los miembros del Servicio Secreto, encargados de la seguridad personal de Obama. Tengo la impresión de que el equipo que se ocupa de esa tarea se caracteriza por su profesionalidad. Fue lo que observé cuando visité la ONU y ellos atendían a los Jefes de Estado. Sin duda que lo han protegido de quienes no habrían vacilado en actuar contra él por prejuicios raciales.

Ojalá Obama pueda dormir con los ojos cerrados aunque sea unas horas sin que alguien le endilgue un discurso sobre la inmortalidad del cangrejo en una Cumbre irreal.


Fidel Castro Ruz
Abril 16 de 2012
7 y 40 p.m.

Celular rompe censura informativa de la VI Cumbre de las Américas

Posted on

maduro_cartagena_tvEl canal estatal Venezolana de Televisión (VTV) logró romper la censura informativa impuesta durante la reunión de presidentes en la VICumbre de las Américas, y transmitió de forma integra el discurso del representante venezolano, el canciller Nicolás Maduro, grabado por un celular.

“Los 32 países del continente condenamos el bloqueo criminal de EEUU contra Cuba (…) No se trata de un tema del pasado”, expresó en Colombia el Canciller de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, cuando intervino en el debate que a puertas cerradas se realizó en Cartagena de Indias, y cuyo discurso obtuvo VTV de manera extraordinaria, ante la censura informativa impuesta por los organizadores colombianos.

¿Quiénes son entonces los que están anclados en el pasado? preguntó Maduro, en referencia directa a los gobiernos de EEUU y CANADÁ, quienes desde hace medio siglo avalan el bloqueo económico a Cuba y la situación colonialista que impone Inglaterra en las Islas Malvinas, cuya soberanía ha reclamado históricamente Argentina.

La República Bolivariana y un número importante de los países aquí reunidos exigimos el fin del criminal bloqueo contra Cuba y en el tema de Las Malvinas pedimos que se ponga fin a la colonización de este territorio que es argentino, dijo Maduro en Cartagena, en emotivo discurso.

De esta manera, Maduro responde a las exigencias que hizo el mandatario norteamericano y otras figuras, quienes insisten en acusar a los gobiernos progresistas a resolver las injusticias que se arrastran desde el siglo pasado.

En esta Cumbre de las Guayaberas, como dijo Fidel, no podemos dejar de recordar a Bolívar, dijo Maduro, sobre la necesidad de que los países liberados del imperio español caminen por sus propios pies y no estén tutelados por ninguna potencia.

VTV pudo transmitir este material audiovisual inédito, gracias a que el enviado especial a Cartagena, Eduardo Silvera, pudo grabar las imágenes de una pantalla, a través de un celular.

Silvera recordó que la decisión de los organizadores, de no transmitir por ningún medio las imágenes y sonidos de las intervenciones de los Jefes de Estados y representantes de las 34 delegaciones en la Cumbre, que finalmente se realizaron de manera privada y a puertas cerradas, obligó a los periodistas a ingeniárselas para registrar las históricas intervenciones.

Logró grabar, además, una parte de las palabras del Presidente de Uruguay, José Mujica, quien entre tras ideas dijo que la democracia no puede ser impuesta a la fuerza. VTV transmitió también estas declaraciones.
EEUU criminaliza a los países permanentemente.

Igualmente, Maduro en sus palabras resaltó el avance democrático de Venezuela, especialmente en este mes de abril, cuando se conmemoran 10 años del golpe de Estado, y la celebración popular por el rescate de la democracia el 13 de abril.

Recordó que esta zarpazo de hace 10 años tuvo respaldo de EEUU, especialmente, y reiteró el reclamo a la permanente satanización que hace ese gobierno a la Revolución Bolivariana.

Maduro preguntó como un país puede ser aliado de otro que lo ataca

“¿Cómo podemos ser aliados de EUU cuando nos criminaliza permanentemente?”, planteó Maduro; expresó, además, que esta pregunta deben hacérsela en EEUU, donde todavía no han comprendido que Venezuela ha avanzado democráticamente en la región.

(Tomado de VTV)

Para la juventud cubana, casarse no está de moda

Posted on


Para la juventud cubana, casarse no está de moda

Para la juventud cubana, casarse no está de moda

Una reciente investigación del Centro de Estudios de la Juventud de la Isla lo confirma. Según los especialistas, la población adolescente y joven estudiada se distingue por la soltería: más del 61 por ciento de la muestra del año 2011 está compuesta por jóvenes solteros, sin obviar a poco más del 23 por ciento, que declararon estar unidos sin matrimonio.

El mayor número de adolescentes se encuentra soltero, al igual que los jóvenes de 20 a 24 años de edad. Y en las personas de 25 a 29 años, continúa predominando la soltería.

Como signo de estos tiempos, han aumentado (aunque ligeramente) las uniones consensuales, y ha disminuido el número de las personas casadas. Muchos no se sienten atraídos por el acto de presentarse ante el notario para sellar una relación de pareja, especialmente los hombres -existe, según un reciente estudio del CESJ, una mayor proporción de hombres solteros (70,2 por ciento) que de mujeres (51,7 por ciento).

Según el análisis por regiones, la mayor proporción de solteros, unidos, divorciados o separados, pertenece a la región oriental del país. En el caso de los casados y los viudos, estos pertenecen mayormente a las provincias centrales, que son secundadas por las orientales.

El estudio del CESJ se realizó en todas las provincias, a principios de 2011, y abarcó cubanos de entre 15 y 29 años de edad. Con esa premisa han puesto la lupa sobre tres etapas de desarrollo: los adolescentes (entre 15 y 19 años), los jóvenes (entre 20 y 24 años) y los adultos jóvenes (entre los 25 y los 29).

Similar a indagaciones realizadas a principios del presente siglo, los jóvenes blancos representaron algo más del 60 por ciento de la muestra, composición que se corresponde con la distribución demográfica del país. Los mestizos ocuparon casi un 27, y los negros poco más del 12 por ciento del total de los encuestados.

Aumentaron niveles educacionales

Uno de los cambios positivos más notables que develan los recientes estudios es la elevación de los niveles educacionales vivida por la juventud cubana en el transcurso del último decenio. Los índices actuales de instrucción se pueden definir como altos, afirman los investigadores.

A tenor con lo explorado en el año 2011, si a los graduados del nivel preuniversitario se suman los que concluyeron la enseñanza politécnica, se llega a un total de 57,7 por ciento de jóvenes con el nivel medio superior vencido. Ese número de cubanos con alta instrucción crece (66,8 por ciento) si se le añaden los universitarios (9,1 por ciento). En cuanto a la última cifra mencionada en este párrafo, valga destacar que esa proporción duplica a la existente en el año 2004.

No obstante, existe un grupo de jóvenes (2,6 por ciento) que solo alcanzó la Primaria o no llegó a terminarla, lo que, según expresan los investigadores, puede ser resultado de la deserción escolar, si se tiene en cuenta la edad de los jóvenes y el carácter obligatorio de la enseñanza general hasta el nivel medio básico. Por cierto, el grupo de quienes concluyeron solo el primer nivel, disminuyó notablemente en relación con mediciones del año 2004.

La mayor cantidad de personas que no tienen ningún nivel de escolaridad vencido son hombres. De igual modo ellos son mayoritarios en el grupo de quienes tienen vencido un nivel primario, de Secundaria Básica o de técnico de nivel medio.

Algo diferente sucede con los niveles preuniversitario y universitario: el mayor número de quienes los poseen son mujeres. Esto significa, apuntan los especialistas, que en los más altos niveles de educación predominan las féminas, lo que se corresponde con el aprovechamiento que ellas han hecho de las oportunidades brindadas por el país para el estudio y el trabajo.

En La Habana y Oriente se encuentra el mayor número de personas con nivel primario. Y de los jóvenes que poseen un nivel medio superior o superior, el mayor por ciento corresponde a la región oriental.

Superación: una meta importante

Entre las razones que explican la elevación del nivel educacional en los jóvenes cubanos, los especialistas del CESJ refieren el proceso de universalización de la enseñanza y otros programas desarrollados durante la primera década del presente siglo, los cuales nacieron para propiciar la superación y la reinserción social de ese grupo.

Según la información acopiada, superarse desde el punto de vista del conocimiento continúa siendo una importante aspiración de la juventud cubana: casi el 69 por ciento de los encuestados declararon el deseo de alcanzar el nivel universitario u otros estudios superiores.

A la altura del año 2011 -meditan los analistas-, si bien se mantiene en la mayoría de los jóvenes el deseo de obtener el nivel superior de enseñanza, ese interés disminuye con respecto al año 2004, lo cual podría estar relacionado con los cambios en el sistema educacional que preferencian las carreras técnicas, e incluso con las implicaciones que el actual reordenamiento laboral tiene en los programas de formación de los recursos humanos, sin obviar la influencia de la falta de correspondencia entre los grados educacionales, la calificación y el bienestar material.

En cambio, aunque no alcanza los niveles del cierre de la década de los 90 del siglo XX, se vuelve a incrementar la proporción de jóvenes que aspiran a obtener el grado 12, o a graduarse de la enseñanza politécnica, condiciones para acceder hoy a numerosos empleos. Por otra parte, en el presente se reduce mucho más, en comparación con los estudios de 2004, la proporción de jóvenes que solo aspiran a lograr el nivel medio básico de enseñanza.

En el grupo cuya aspiración es ser profesional de nivel superior, predominan los graduados de preuniversitario, lo cual está en consonancia con la lógica de su formación. En tal sentido, la aspiración está más extendida entre quienes hoy clasifican como estudiantes (el 81,9 por ciento de ellos), mientras que estudiantes y trabajadores comparten por igual la aspiración de realizar estudios de posgrado.

La razón principal -devela la indagación- planteada por los jóvenes para querer superarse, radica en ampliar conocimientos y en poder ser personas preparadas para la vida. Los estudiantes son quienes más expresan que la motivación principal para estudiar está en la posibilidad de la preparación personal. También aparecen argumentos como la posibilidad de satisfacer necesidades económicas, y de complacer a los padres.

Los argumentos planteados por los trabajadores no difieren sustancialmente de los del estudiantado. Algunos de ese universo reconocen la importancia de superarse para progresar en el trabajo y en la solución de sus problemas económicos.

Los datos arrojan que la gran mayoría de los jóvenes aprecian a la escuela cubana como fuente que brinda suficiente preparación para asumir determinadas situaciones de la vida.

Crece la inserción social

En lo que a ocupación se refiere, la información recientemente acopiada registra un 50,2 por ciento de jóvenes trabajadores -una parte de ellos está estudiando-; mientras que un 32,5 por ciento representa a estudiantes.

De acuerdo con esas cifras, el 82,7 por ciento de los jóvenes se encuentra vinculado al estudio, al trabajo o a ambas actividades a la vez. Las exploraciones del año 2004 referían un 80,7 por ciento, lo cual indica un incremento del dos por ciento en la inserción social.

A través de desgloses más detallados, y comparando estos momentos con los de 2004, los investigadores afirman que la población estudiantil decreció en un 3,8 por ciento; los trabajadores se incrementaron en un 5,8; y los que simultanean el estudio con el trabajo crecieron en la cifra del uno por ciento.

En cuanto a quienes no están incorporados laboralmente, disminuyó ligeramente el número de los que buscan trabajo por vez primera, al tiempo que se incrementaron y se incrementan quienes lo hacen después de haber dejado o de haber perdido el puesto que tenían.

Según las cifras recientes, la proporción de trabajadores es mayor entre los hombres (49,5 por ciento) que entre las mujeres (35,3 por ciento), mientras que la proporción de personas dedicadas a tareas del hogar es mayor en mujeres (13,7 por ciento) que en hombres (0,6 por ciento).

La parte del estudio referida a la situación ocupacional revela que actualmente, y mirando población juvenil adentro: entre los trabajadores y desempleados predominan los hombres; entre quienes simultáneamente estudian y trabajan y quienes se dedican a tareas del hogar, las muchachas son mayoría (y en el último grupo ellas con casi la totalidad).

De acuerdo con los grupos de edades, los resultados se manifestaron en consonancia con cada etapa en que se encuentran los jóvenes: el mayor número de adolescentes cursa estudios (77,4 por ciento); cerca del 70 por ciento de quienes tienen entre 20 y 24 años se encuentran trabajando (49,6 por ciento) o estudiando (18,7 por ciento). Y la mayoría de los jóvenes de 25 a 29 años están trabajando (67,1 por ciento).

En un análisis que tiene en cuenta las regiones del país, los especialistas apuntan que la mayor cantidad de personas que están trabajando, que están buscando trabajo por primera vez, que buscan trabajo por haberlo perdido, que estudian, que se ocupan de las tareas del hogar y que no estudian ni trabajan, pertenecen al oriente.

De los jóvenes que estudian y trabajan, la mayor proporción se concentra en La Habana. Y la mayor parte de quienes poseen otra de las situaciones ocupacionales mencionadas, pertenecen al occidente de Cuba.

En un tema imprescindible como el del empleo, los estudios afirman que la edad promedio de inserción laboral de la juventud cubana es de 19 años, lo cual es común tanto para el sexo femenino como para el masculino, y se comporta de modo muy similar en todas las regiones del país. Otro dato de interés es que entre los jóvenes trabajadores predominan los técnicos, seguidos de obreros y trabajadores de servicio.

El abordaje por sexo arroja que el 50,2 por ciento de las muchachas están en la categoría de técnicos, lo que supera en un 20,5 a los varones; ellas, además, duplican la proporción de trabajadores administrativos hombres. En las categorías de trabajador de servicio y dirigente existe bastante paridad, aunque se aprecia una ligera diferencia a favor de las mujeres en la primera categoría, y de los hombres en la segunda.

En la actualidad la juventud cubana se inclina a trabajar preferiblemente en el sector estatal de la economía.

En comparación con la medición efectuada en el año 2004, ya se aprecian algunos cambios que reflejan cierto movimiento en las expectativas laborales como expresión de los primeros impactos del proceso de reordenamiento laboral.

La proporción de jóvenes que desea trabajar por cuenta propia casi duplica el por ciento de 2004. El deseo de trabajar en el sector estatal y en otras modalidades de trabajo no estatal -este último sigue siendo minoritario- es muy similar a la medición anterior.

Las razones de preferencias más sentidas por los jóvenes son las condiciones de trabajo, el acceso a la divisa u otras formas de estimulación, y poder hacer lo que les gusta, trabajar en lo que estudiaron, y la posibilidad de garantías como vacaciones o jubilación.

Vivienda y convivencia

En opinión de los estudiosos, la vivienda constituye un aspecto insoslayable a la hora de abordar aspectos de orden material desde los cuales se construyen las subjetividades que distinguen a la juventud cubana de hoy.

El 46,9 por ciento de la muestra total referida en este trabajo valoran como buenas las condiciones constructivas de sus viviendas. Pero esa percepción positiva, según los especialistas, disminuye al tiempo que aumenta la edad: son los adultos jóvenes quienes tienen una peor valoración, mientras los adolescentes muestran una mirada más favorable.

Se constató, además, que más de la mitad de los encuestados (57,5 por ciento) refiere contar establemente con privacidad dentro de su vivienda, en tanto el resto carece de ella o solo la disfruta de modo ocasional. Eso significa que cerca de las tres quintas partes de la juventud cubana posee las condiciones habitacionales elementales para satisfacer las necesidades de independencia y de autonomía.

Otro elemento que contribuye a describir la temática de las condiciones materiales de la vivienda es la ubicación de la misma. La mayoría de los jóvenes cubanos (65 por ciento) declara su gusto por el barrio en que está enclavado el hogar, lo que supone una identificación con el lugar donde se vive. Cerca de la cuarta parte expresa una atracción menor, y una cifra reducida (8,5 por ciento) explicita su rechazo a la zona de residencia.

Según la información recogida, algo más de la tercera parte de los jóvenes vive en familias monoparentales, donde la figura que más se destaca es la materna. Los analistas asocian el hecho a que, ante la ocurrencia de un divorcio, los hijos generalmente permanecen viviendo con sus madres.

Se tuvo acceso a otros datos de interés: casi el 40 por ciento de los entrevistados comparte sus viviendas con sus hermanos; el 20,3 por ciento vive con sus hijos; y el 8,6 por ciento vive en familias reconstituidas.

Tiene relevancia, al decir de los investigadores, que solo el 1,5 por ciento de los jóvenes vive independiente, y que no llega a ser la tercera parte de la muestra total el grupo de quienes viven solo con sus parejas. Esta arista, como expresan estudiosos de la subjetividad, pudiera estar repercutiendo en la decisión de muchos jóvenes de postergar la creación de una familia propia.

(Con información de Juventud Rebelde)

Cuba frente a los desafíos del siglo XXI (1/3)

Posted on

Entrevista a Ricardo Alarcón, Presidente del Parlamento cubano

Salim Lamrani

Center for International Policy

 http://cipcubareport.wordpress.com/2012/04/06/salim-lamrani-interview-with-ricardo-alarcon/

            Presidente del Parlamento cubano desde 1992 y miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba, Ricardo Alarcón de Quesada es la tercera figura del gobierno cubano, después del Presidente Raúl Castro y del Primer Vicepresidente Antonio Machado Ventura. Profesor de Filosofía y diplomático de carrera, estuvo cerca de 12 años en Estados Unidos como embajador de Cuba en las Naciones Unidas. Alarcón se ha convertido, con el paso del tiempo, el portavoz del gobierno de La Habana. En esta larga entrevista de casi dos horas, Alarcón no rehúye ningún tema. Habla del papel de Fidel Castro desde su retiro de la vida política y explica la presencia de Raúl Castro en el poder. Evoca también la reforma del modelo económico y social cubano así como los desafíos que esperan a la nación. Después, Alarcón aborda la cuestión migratoria y las relaciones con Estados Unidos bajo la administración Obama. Diserta también sobre la espinosa problemática de los derechos humanos y los presos políticos. Tampoco vacila en abordar el caso Alan Gross, contratista estadounidense encarcelado en Cuba, así como el caso de los cinco agentes cubanos encarcelados en Estados Unidos. La entrevista evoca el descubrimiento de importantes yacimientos petroleros en la zona económica exclusiva de Cuba del Golfo de México y sus posibles consecuencias. Finalmente la conversación termina con las relaciones con la Iglesia Católica y el Vaticano, la próxima visita del Papa Benedicto XVI, las relaciones con la Unión Europea, los vínculos con la nueva América Latina y el futuro de Cuba después de Fidel y Raúl Castro.

 

Fidel y Raúl Castro

Salim Lamrani: Señor Presidente, Fidel Castro abandonó el poder en 2006 por razones de salud. ¿En qué estado se encuentra actualmente y a qué dedica su tiempo?

 

Ricardo Alarcón de Quesada: Según mis informaciones, goza de una excelente salud si tomamos en cuenta la edad avanzada y las operaciones a las cuales tuvo que someterse. Tiene una vida muy activa. Pasa mucho tiempo leyendo y escribe regularmente sus reflexiones. También ha publicado varios libros. Actualmente se concentra en temas de investigación precisos, particularmente en la cuestión alimentaria y agrícola. Analiza las diferentes formas de producción agrícola posibles que permitirían resolver la grave crisis alimentaria que afecta al mundo, y particularmente a las regiones más pobres.

Fidel Castro es un hombre que dispone de centros de interés sumamente variados. Estudia todo tipo de temáticas y problemáticas, y debo confesar que está muy ocupado por ello.

SL: ¿Cómo se explica la presencia de Raúl Castro en el poder? ¿Acaso es por su lazo familiar con Fidel Castro?  ¿No se trata de alguna forma de sucesión dinástica?

 

            RAQ: De ninguna manera la presencia de Raúl Castro a la cabeza de la nación cubana se vincula con su relación parental con el líder dela Revolución Cubana que es Fidel Castro. Permítame explicarme. Raúl Castro ya ocupaba el puesto de Primer vicepresidente cuando Fidel Castro estaba en el poder. Había sido electo para ese cargo. Resultaba lógico entonces que sustituyera al Presidente en caso de vacío de poder. Del mismo modo que sería constitucionalmente normal que el Presidente del Senado francés sucediera al Presidente dela República francesa en caso de vacío de poder. Por otra parte, Raúl Castro fue electo Segundo secretario del Partido Comunista durante el Primer Congreso en 1975 y por ello ocupa actualmente el cargo de Primer secretario.

SL: ¿Pero acaso no ocupaba esas funciones por su estatus de hermano de Fidel Castro?

 

RAQ: Creo que la explicación es de orden histórico y no familiar. Permítame precisar mi pensamiento. Raúl, independientemente del hecho de que sea el hermano de Fidel, desempeñó un papel fundamental desde los primeros momentos de la lucha contra la dictadura de Fulgencio Batista en 1956. Fue el organizador y el jefe del Segundo Frente del Ejército Rebelde enla Sierra Maestraen 1958. Siempre fue considerado como el segundo jefe dela Revolución, desde la época de la lucha armada contra el régimen militar, por sus méritos personales y sus excepcionales cualidades de líder, y no por su relación familiar con Fidel Castro.

Nótese por otra parte que Raúl es el único miembro de la familia Castro en ocupar un puesto político en Cuba. Si se tratase de nepotismo, todos los miembros de su familia ocuparían puestos claves. Pero no es el caso. Fidel Castro tiene varios hermanos y hermanas pero ninguno ha desempeña un papel político en la historia de Cuba salvo Raúl. No obstante Fidel tiene un hermano mayor que se llama Ramón. Sepa usted que éste –ni ningún otro miembro de su familia– ha ocupado un puesto jerárquico nacional. Ramón trabaja en la agricultura, que constituye su principal centro de interés. Los hijos de Fidel Castro no son ministros. Repito, la presencia de Raúl Castro en el poder responde más bien a una lógica histórica que a un vínculo familiar.

SL: En 2008, tras su elección, Raúl Castro propuso al Parlamento que se consultara a Fidel Castro sobre todas las cuestiones estratégicas. Los diputados aceptaron esta propuesta. ¿Acaso no sería una discreta forma de gobernar por parte del líder histórico de la Revolución? ¿Quién toma realmente las decisiones en Cuba?

 

RAQ: En nuestro país las decisiones se toman de modo colegiado, incluso cuando Fidel Castro se encontraba en el poder. Raúl Castro ha insistido mucho en este aspecto, en la institucionalización del proceso revolucionario. Estamos preparando actualmente la conferencia del Partido que tendrá lugar en enero de 2012, con una participación muy amplia no sólo de todos los militantes sino también de los ciudadanos que no son miembros del Partido.

También el gobierno funciona como un órgano de dirección colectiva. El Consejo de Ministros se reúne todas las semanas. Del mismo modo, el Buró Político del Comité Central del Partido, así como el Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros, se reúnen todas las semanas para discutir, debatir y tomar las decisiones importantes.

Fidel Castro dispone de una autoridad moral y política muy fuerte que no proviene de un cargo, de una función o de una responsabilidad que habría conseguido mediante las elecciones en un momento dado, sino de su papel histórico. Por ello, como lo explicó Raúl Castro ante el Congreso, siempre se solicita su opinión para las cuestiones estratégicas de primera importancia. No participa en las reuniones que acabo de mencionarle pero cuando se trata de cuestiones de primer orden, se le consulta sistemáticamente.

Recuérdese no obstante que nos encontramos en un país donde se consulta a todo el mundo sobre casi todos los temas. Si existe una realidad en Cuba que es innegable, es el abundante número de reuniones donde la gente expresa sus puntos de vista y le puedo asegurar que los debates son animados pues las divergencias de opinión son reales. Los trabajadores, los militantes, los vecinos, absolutamente todo el mundo participa en ellos. Lógicamente, Fidel Castro tiene voz y voto. Resulta claro que no da su opinión sobre todo sino que se concentra más bien en las cuestiones fundamentales.

SL: Un sabio, si se puede decir

RAQ: Fidel no ocupa ninguna posición formal hoy día, pero sigue siendo Fidel Castro, el líder histórico dela Revolución, el que nos llevó a la victoria contra Batista. Sigue siendo el principal arquitecto de la resistencia frente a Estados Unidos desde hace más de medio siglo. Su opinión reviste lógicamente un carácter particular sobre lo que es de orden estratégico.

La reforma del modelo económico cubano

SL: En abril de 2011, el Congreso del Partido Comunista decidió reformar el modelo económico cubano. ¿A qué se debe este cambio? ¿En qué consiste exactamente?

RAQ: Nosotros, cubanos, nos hemos dado cuenta de que debíamos introducir importantes cambios en el proyecto económico y social de nuestro país, con el fin de salvar el socialismo, mejorarlo, perfeccionarlo. Tomamos en cuenta factores objetivos de la realidad. El socialismo cubano durante un largo periodo estuvo muy vinculado al socialismo basado enla Unión Soviética.Desde luego, ya no puede ser así. También resulta necesario tomar en cuenta factores globales presentes en la escena internacional. Por otra parte, conviene rectificar algunos aspectos de nuestro proyecto económico y social, que tenían sin duda un sentido en aquella época en la que se aplicaron, pero ya no se justifican. Algunas políticas que se tomaron en el pasado tenían una explicación coyuntural, pero ya no es el caso.

¿Qué buscamos exactamente? Tratamos alcanzar una mejor eficiencia económica, un uso más racional y eficaz de nuestros recursos naturales, materiales, económicos y financieros, los cuales son limitados. Debemos tomar en cuenta los principales factores externos relativos a Cuba, que son las sanciones económicas que nos impone Estados Unidos, y que no han dejado de intensificarse en los últimos años. Conviene también tomar en cuenta las realidades positivas, tales como los cambios importantes ocurridos en América Latina y el Caribe. Tras un análisis de los problemas de la sociedad cubana, una reflexión colectiva al respecto, llegamos a la conclusión de que había que introducir cambios para hacer frente a estas realidades objetivas y también porque estamos convencidos de que hay una mejor manera de proceder para construir una sociedad más justa.

SL: Cuba decidió reducir el papel del Estado.

RAQ: Efectivamente hemos decidido reducir el papel del Estado en nuestra sociedad. No hemos renunciado a la idea que la sociedad tiene una responsabilidad hacia sus ciudadanos. Seguimos convencidos de que el acceso a la salud, a la educación, a la cultura, a la seguridad social, a la asistencia social, a la jubilación, a las bajas de todo tipo, al bienestar son derechos humanos fundamentales. Estos sectores representan la mayor parte del presupuesto nacional y nos obligan a mantener cada año un déficit presupuestario de cierta importancia que tratamos de controlar y reducir, como la mayoría de los países del mundo. No obstante, en nuestro caso, ello no se hace en detrimento del papel fundamental del Estado.

SL: ¿Es decir?

 

RAQ: El Estado no renuncia a su papel y no pone en tela de juicio las conquistas sociales. Para mantener un acceso a la salud universal y gratuita, a la educación universal y gratuita y garantizar a todos las prestaciones sociales, el derecho a la jubilación, a la asistencia social, resulta imprescindible alcanzar la mayor eficiencia posible en la elaboración de los derechos sociales. Realizamos un trabajo de fondo con el fin de ofrecer un servicio de excelente calidad a menor costo, lo que no significa reducir el salario del maestro sino al contrario eliminar los gastos inútiles, inherentes a la burocracia. Se trata aquí de la perspectiva general para el resto de la economía.

SL: Uno de los objetivos es entonces acabar con los obstáculos burocráticos, con una salida del Estado de los sectores no estratégicos, tales como las peluquerías, por ejemplo.

RAQ: Raúl Castro ha evocado a menudo el caso de las peluquerías. ¿En qué momento afirmó Carlos Marx que el socialismo consistía en colectivizar las peluquerías? ¿En qué momento dijo que esta actividad, así como muchas otras, tenía que ser administrada y controlada por el Estado? La idea del socialismo siempre fue la socialización de los medios fundamentales de producción. Resulta claro que la acepción del término “fundamental” puede tener un espectro más o menos amplio. En cuanto a nosotros, estamos convencidos de que es imposible renunciar a ciertas cosas. No obstante, para el resto es indispensable reducir la implicación del Estado en tareas y actividades que la gente puede realizar ella misma, por su cuenta, de modo cooperativo. Ello permite al Estado reducir sustancialmente los costos y garantizar lo que consideramos derechos humanos fundamentales. Para ello, hay que liberar nuevas fuerzas productivas, permitir las iniciativas personales tanto en la ciudad como en el campo, con el fin de construir un socialismo a la cubana, que, en fin de cuentas, no consiste en responder a un dogma establecido, en seguir un ejemplo o en copiar un modelo preestablecido.

SL: Un socialismo que por lo tanto sería genuinamente cubano.

RAQ: Lo que actualmente caracteriza América Latina es que un cierto número de países, a su modo, están construyendo su propio socialismo. Durante mucho tiempo, uno de los errores fundamentales que cometió el movimiento socialista y revolucionario fue creer que existía un modelo de socialismo. En realidad no hay que hablar de socialismo sino de socialismos en plural. No hay un socialismo que sea similar a otro. El socialismo es “creación heroica” decía Mariátegui. Si se trata de creación, debe responder a realidades, motivaciones, culturas, situaciones, contextos y objetivos que no son idénticos, sino diferentes.

SL: ¿Cómo se decidió esta reforma del modelo económico?

RAQ: Nos encontramos frente a una situación experimental, desarrollada según un método muy cubano y –diría yo– muy socialista, es decir a través de un proceso constante, amplio y auténtico de consulta popular. El Partido propuso un proyecto de reforma del sistema económico. Este proyecto se debatió en todo el país, no sólo entre los militantes, sino también con todos los ciudadanos que quisieron participar en esas discusiones. El proyecto se modificó profundamente tras estos debates. Unos artículos se modificaron, algunos se propusieron, otros se eliminaron. El documento inicial se modificó en más de un 70% tras los debates ciudadanos y se propuso luego al Congreso del Partido. Se crearon varias comisiones con el fin de trabajar y reflexionar sobre el documento final y analizar las nuevas propuestas que surgieron después del gran debate nacional. Finalmente, se presentó un nuevo documento con 311 propuestas de cambio al Parlamento, el cual lo aprobó. Algunas medidas ya están en aplicación, otras se están elaborando y otras se hallan en fase de debate no en cuanto al contenido sino en cuanto al modo de realizarlas.

No creemos que haya muchos gobiernos en el mundo que se tomen el trabajo de consultar a la población antes de lanzar una política de transformación del sistema económico. No estamos convencidos de que los gobiernos que aplicaron medidas de austeridad drásticas, que redujeron los presupuestos de la salud y de la educación, que aumentaron la edad de la jubilación, por la crisis sistémica neoliberal que toca a numerosas naciones, hayan pedido la opinión de los ciudadanos sobre los cambios profundos que afectan ahora a su vida diaria.

De todo ello emergerá un socialismo nuevo, diferente del que tenemos actualmente pero siempre será socialismo y será sin lugar a duda más auténtico.

SL: ¿Acaso no se trataría de un regreso al capitalismo?

RAQ: No lo creemos, aunque es verdad que habrá más presencia en la sociedad cubana de mecanismos de mercado, de elementos que caracterizan la economía de mercado, del capitalismo, si prefiere.

SL: Desde el mes de noviembre de 2011, los cubanos pueden comprar y vender su vivienda o su coche. ¿Por qué algo que constituye la norma en el resto del mundo estaba prohibido, o por lo menos fuertemente controlado en Cuba?

RAQ: Permítame darle una explicación histórica. En los años 60, cuando se tomaron estas medidas, el objetivo era impedir la restauración capitalista con la acumulación de bienes. Tomemos el ejemplo dela Revoluciónque había hecho una reforma agraria, pero poco tiempo después volvió a surgir el latifundio.La Revolución Cubanano quería cometer el mismo error. Si el campesino que posee un pedazo de tierra gracias a la reforma agraria decidía vendérselo al latifundista más rico, dañaba los fundamentos de la reforma agraria, pues contribuía a una nueva acumulación de bienes y al resurgimiento del latifundio.

En cuanto a la vivienda, la reforma urbana había permitido que todos los cubanos tuvieran una vivienda limitando la concentración de propiedad. Usted puede pasear porLa Habanay no encontrará absolutamente a nadie que viva en la calle o debajo de un puente, como es el caso en numerosas capitales occidentales. Puede existir un problema de saturación, con varias generaciones que viven bajo el mismo techo, pero nadie queda desamparado. No queríamos encontrarnos de nuevo con acaparadores de propiedades y por eso se impusieron restricciones, aunque no una prohibición total.

SL: ¿Y en cuanto a los coches?

RAQ: En cuanto a los coches, la cuestión es más compleja pues se trata de un producto de importación del cual depende la nación. Históricamente Cuba jamás tuvo una industria automovilística. Cuba produjo algunos medios de transporte colectivo, pero el automóvil jamás se produjo en Cuba. Existe también otro elemento fundamental que es el combustible, que siempre constituyó el talón de Aquiles de la economía cubana. Había que establecer entonces controles y algunas restricciones.

Conviene recordar que algunas de esas medidas de control son anteriores a la idea del socialismo cubano. Me refiero a menudo a un documento sumamente interesante que data de febrero de 1959, cuando se estableció en Cuba un control sobre las divisas y las importaciones. Así, hasta febrero de 1959, la burguesía cubana estaba acostumbrada a ir al banco para comprar dólares e importar un coche, perfume o artículos de lujo. Cuando triunfóla Revolución, una parte de la elite vinculada al antiguo régimen tomó el camino del exilio y entre esas personas se encontraba el presidente del Banco Nacional de Cuba.

El gobierno provisional que dirigía Manuel Urrutia nombró entonces al doctor Felipe Pazos a la cabeza de esa institución. Pazos había sido el fundador y primer presidente de esa entidad financiera nacional que nació en 1950 bajo el gobierno de Carlos Prío Socarrás. Pazos era un economista de prestigio, independiente y no era de izquierda. Había dirigido el Banco de1950 amarzo de 1952, fecha que marcó el golpe de Estado de Fulgencio Batista. Cuando tomó su cargo, redactó un informe que entregó al presidente Urrutia –Fidel Castro sólo era jefe de las Fuerzas Armadas en aquella época– en el cual describía el estado de las finanzas cubanas y revelaba el saqueo de las reservas que hicieron los dirigentes del antiguo régimen antes de huir.

Pazos –no el Che Guevara, Raúl Castro u otro radical del Movimiento 26 de Julio– que era el representante emblemático de las clases pudientes, muy respetado por la burguesía de la época, decidió entonces establecer un control de cambios, suspender la venta de dólares e imponer un control estricto sobre las importaciones. Como presidente del Banco Nacional, había informado a Urrutia de que resultaba imperativo tomar esas medidas por el desastre financiero en el cual se encontraba la nación. La situación económica de Cuba era dramática y conviene reconocer que los elementos de tensión que existían en la economía cubana todavía no han desaparecido.

Así, a partir de los años 60, hubo una fuerte restricción sobre la importación de productos –incluso los coches– y ello ha persistido hasta hoy por razones económicas. Esa decisión –repito– la tomó un economista de prestigio, Felipe Pazo, que no era un radical o un comunista, sino más bien un conservador.

Existían dos tipos de situaciones. Los que ya poseían un coche antes del triunfo dela Revoluciónpodían usarlo como les diera la gana, venderlo, etc. Después, dado que el Estado tenía el monopolio sobre las importaciones, el automóvil se vendía a los funcionarios a un precio subvencionado –a menudo apenas al 10% de su valor real– o a los elementos que se habían destacado por sus méritos. La contrapartida era que no podían venderlo, por evidentes razones “antiespeculación”. Así se limitaba la propiedad personal del automóvil y se destinaba a una función social. Si se legalizaba la venta de coches, la posesión de ellos no sería de los que tenían un uso social o los que lo habían conseguido por sus méritos, sino de los que disponían de los ingresos más importantes. Eso se justificaba así en aquella época. Había que impedir el desarrollo de la especulación sobre los coches puesto que el país, desde luego, no disponía de recursos suficientes para importarlos en masa ni para proporcionar el combustible necesario para su funcionamiento. Ahí también el Estado impuso algunas restricciones.

SL: ¿Cuál es la nueva situación?

RAQ: Ahora, vemos eso con una perspectiva diferente. Si uno es propietario de su vivienda –que es el caso del 85% de los cubanos– es posible venderla. ¿Por qué? Tomemos el caso de una familia que crece o que desea conseguir un bien más grande y el caso de otra familia que se reduce pues los hijos han crecido y se han casado, y que necesita una vivienda más modesta. Ahora les será posible proceder a un intercambio o a una venta. También es posible donarla, prestarla, arrendarla, etc. Antes sólo era posible el intercambio, así como alquilar una habitación. En realidad, se trata ahora de facilitar este tipo de transacciones y eliminar todos los obstáculos burocráticos.

SL: ¿Cuáles eran los obstáculos?

RAQ: Antes hacía falta una decisión administrativa del Instituto Nacional dela Vivienda. Paraello, era necesario un acuerdo dela Oficina Municipaldela Vivienda, luego había que conseguir una autorización a nivel provincial y por fin a nivel nacional. La burocracia era enorme y dado que se trataba de decisiones administrativas, eran fuentes de corrupción y de soborno.

Ahora, desde el 1 de diciembre de 2011, si dos personas desean intercambiar su vivienda sólo necesitan ir ante el notario con los títulos de propiedad. Se eliminaron todos los trámites burocráticos inútiles. Siempre hubo notarios en Cuba pero antes actuaban al final  tras la obtención de las autorizaciones administrativas por parte del vendedor y del comprador.

¿Qué pasa en caso de litigio?

RAQ: En caso de litigio, si una persona reivindica por ejemplo algunos derechos sobre una transacción que se hizo, sea una venta o una permuta, los tribunales decidirán y tendrán la última palabra. Los burócratas no tendrán voz ni voto. Usted se da cuenta de que en un solo sector, logramos reducir de modo drástico la función administrativa y burocrática eliminando los trámites inútiles. Estas reformas permitirán resolver algunos problemas relativos a la vivienda facilitando las transacciones de venta y permuta.

En cuanto a los coches, será más simple porque existe un registro de vehículos desde hace mucho tiempo. Se trata de desburocratizar nuestra sociedad. La gran limitación reside en el hecho de que los particulares no pueden importar vehículos y –perdóneme la repetición– esa decisión la tomó hace cincuenta años Felipe Pazos y no Fidel Castro, antes de que Estados Unidos decretara un embargo comercial contra nuestra nación, antes dela Ley Torricellide 1992, antes dela Ley Helms-Burtonde 1996 y de los dos informes dela Comisiónde Asistencia para una Cuba Libre de 2004 y 2006, que agravan las sanciones económicas. Como usted se puede imaginar, estas sanciones han agravado nuestra economía nacional y nos han llevado a imponer un control estricto sobre las importaciones personales.

Del mismo modo, un candidato a la emigración podrá vender ahora su vivienda, antes de abandonar el país o donarla a su familia hasta el cuarto grado de consanguinidad. Antes, el Estado tomaba posesión de la vivienda abandonada y se la entregaba a otra familia. En adelante ya no será el caso.

*Doctor en Estudios Ibéricos y Latinoamericanos de la Universidad Paris Sorbonne-Paris IV, Salim Lamrani es profesor encargado de cursos en la Universidad Paris-Sorbonne-Paris IV y en la Universidad Paris-Est Marne-la-Vallée y periodista, especialista de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos. Su último libro se titulaEtat de siège. Les sanctions économiques des Etats-Unis contre Cuba, París, Ediciones Estrella, 2011, con un prólogo de Wayne S. Smith y un prefacio de Paul Estrade. Contacto:Salim.Lamrani@univ-mlv.fr