La ciencia con la boca abierta: una rana tiene dientes

Posted on

3 FEBRERO 2011
Rana con dientes

(La ilustración no está relacionada con información original.)

Habita en Colombia y Ecuador. Recuperó la dentadura perdida 200 millones de años atrás y revolucionó la teoría de la evolución.

La ciencia se quedó con la boca abierta. Es que lo que se creía perdido, no lo está. Al menos, regresó. Se trata, nada más ni nada menos, que de los dientes de un tipo de rana. Sí, la dentadura dejó ser parte de estos animales hace millones de años pero, en la actualidad, se pudo comprobar que esta característica volvió a ser parte de las pequeñas mandíbulas.

De acuerdo a lo publicado por el sitio on line de la BBC, la rana marsupial dentada perdió sus dientes inferiores hace unos 200 millones de años. Habita los bosques de Colombia y Ecuador y está revolucionando la teoría sobre la evolución.

Se trata de las ranas marsupiales dentadas, o Gastrotheca guentheri, las únicas que tienen dientes tanto en su maxilar superior como inferior. Se llaman marsupiales porque la hembra tiene una bolsa en su espalda, donde se desarrollan los huevos. Pero es la mandíbula de estas ranas lo que está generando controversia entre los investigadores.

Los dientes inferiores de esta especie, a diferencia de los superiores, no siempre estuvieron presentes. Desaparecieron durante más de 200 millones de años y volvieron a aparecer por un curioso mecanismo evolucionario que sólo ahora los científicos comienzan a comprender.

El caso de las ranas dentadas es crucial para un interrogante mucho más amplio: ¿puede una especie recuperar características perdidas durante su evolución?

“Combinando datos de fósiles y secuencias de ADN con nuevos métodos estadísticos pudimos comprobar que estas ranas perdieron sus dientes inferiores hace más de 230 millones de años. Pero volvieron a estar presentes dentro de los últimos 20 millones de años”, dijo a la BBC el Dr. John Wien, de la Universidad Stony Brook en Nueva York.

En el pasado, el consenso entre los científicos era que las características perdidas durante el proceso evolucionario no pueden recuperarse, un principio conocido como la ley de la irreversibilidad o ley de Dollo, debido a que fue planteada por el paleontólogo belga Louis Dollo (1857-1931).

El regreso de los dientes inferiores luego de más de 200 millones de años en el caso de la ranas marsupiales dentadas puede considerarse una excepción a la ley de Dollo, según Wien.

“La pérdida de dientes en el maxilar inferior en los ancestros de las ranas modernas y su reaparición en el caso de las Gastrotheca ofrece evidencia muy fuerte para una idea controvertida: que las carácterísticas perdidas en la evolución pueden volver a presentarse aún después de 200 millones de años”, dijo Wien a la BBC.

La ciencia con la boca abierta: una rana tiene dientes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s